www.teatroengalicia.es 

 Julio I. González Montañés ©

  Presentación Página de inicio El autor Textos Vínculos Otras Webs Base de Datos

 

 

Orígenes remotos
Concepto de teatro
Las Condenas
Dramas litúrgicos
Dramas de la Pasión
Teatro franciscano
Teatro universitario
Teatro jesuítico
El Corpus y el teatro
Compañías profes.
Teatro nobiliario
Espectáculos taurinos
Entradas reales
Exequias reales
Teatro hagiográfico
Teatro profano/popular
Espectáculos urbanos
Teatros y escenografía
Autores y actores
Conclusión
Bibliografía
Base de datos

 

Teatro nobiliario en los siglos XVI y XVII

 

      

 

      Hemos visto en el capítulo dedicado a los espectáculos urbanos gallegos, que muchos de ellos fueron patrocinados y organizados por la nobleza local: los Lemos en Monforte, los Acevedo y Zúñiga en Monterrei o, en menor medida, los Andrade en Pontedeume. Existió también, aunque haya dejado pocas huellas, un teatro áulico representado en los palacios y castillos para un público restringido de nobles, caballeros y eclesiásticos.

      De finales del siglo XVI, se conserva un texto de teatro nobiliario: el fragmentario Diálogo de Alberte e Bieito, totalmente en gallego y relacionado, según sus editores, Rosario Álvarez Blanco y Xosé L. Rodríguez Montederramo, con la estancia en Galicia del primer conde de Gondomar (D. Diego Sarmiento de Acuña) entre 1595 y 1596. Probablemente se trata de una pieza destinada a una única representación que habría tenido lugar en Pontevedra .

  Conservado el texto en un Ms. del Archivo de la Casa de Alba (ADA 124/207), pero muy dañado en el incendio del Palacio de Liria de 1936, solo pueden leerse completos 188 de sus 602 versos y unos 100 parcialmente. La estructura de la obra es muy sencilla y refleja la situación de penuria y crisis económica de Galicia en esa época. La representación comienza con unas Cantigas en off que llaman la atención de Bieito, un viejo labrador de la aldea de Gargallóns (Campo Lameiro, Pontevedra) que aparece en escena e inicia su papel interrogándose en voz alta sobre las canciones que escucha, las cuales proceden de su sobrino Alberte que retorna maltrecho a casa. El encuentro entre los dos tiene lugar a la caída de la tarde, en el camino que conduce a su aldea, y allí comienza el diálogo en el que se hace un repaso de las penurias, desgracias y abusos sufridos por ambos.

  Por lo que respecta a su forma métrica, está escrito en quintillas con el primer verso de pié quebrado, en rima consonante 4a-8a-8b-8b-8a.


Desa sorte
parece que todo é morte,
pois non queda can nen gato
que mirando ben seu trato
en todo non desconforte.

       

***

  En la casa de Lemos, sabemos que el IV Conde y I Marqués de Sarria, Fernando de Castro y Portugal (1505-1576), asistía a representaciones de comedias, no está claro si en Monforte [1], y tenemos el caso especial del VII Conde de Lemos, D. Pedro Fernández de Castro, patrocinador como hemos mencionado de espectáculos teatrales en su villa natal, mecenas de poetas y dramaturgos y él mismo autor teatral, al menos de una pieza (La casa confusa) .

  El teatro nobiliario del siglo XVII no ha dejado muchas más noticias, pero debió de estar bastante extendido y contar incluso con la participación de la propia nobleza en las representaciones como sucedió en A Coruña en 1673 cuando los familiares y amigos del VI Conde de Aranda (D. Pedro-Pablo Ximénez de Urrea Fernández de Heredia y Zapata), entonces Capitán General de Galicia, representaron una comedia en su palacio en el contexto de las fiestas celebradas en la ciudad con motivo del cumpleaños de la Reina Gobernadora y contando con la asistencia de una nutrida representación de la sociedad coruñesa .

_______________________

[1] El conde de Gondomar dice en una carta a D. Andrés de Prada, secretario de Estado, que "haciéndose en su presencia una comedia en que se fingia un traidor y decia que era gallego, llamó el marqués al autor de la farsa y le preguntó lo que habia movido á dar aquel ahijado á Galicia; y respondióle que para la buena traza dela comedia habia convenido fingir aquellas traiciones, y que buscando nacion que por su verdadera y inmaculada fidelidad menos se pudiese sentir de aquello, habia puesto á Galicia".

 

 

 

VII Conde de Lemos
Teatro nobiliario

D. Diego Sarmiento de Acuña, I Conde de Gondomar. Asistió y, probablemente, patrocinó, algunas representaciones teatrales durante su estancia en Galicia entre finales de 1594 y comienzos de 1597. (Retrato en el Parador Nacional Conde de Gondomar de Baiona, Pontevedra).

 

 

D. Pedro Fernández de Castro, VII Conde de Lemos, autor teatral y patrocinador de espectáculos y representaciones teatrales en Monforte (Museo de Stª Clara de Monforte, siglo XVII)

_____________________________________________________________________________________________________________________________________

© Julio I. González Montañés 2002-2009. Se permite el uso no lucrativo de los materiales de esta Web citando su origen.

Páginas optimizadas para una resolución de 1152 x 864 px. Pulsa simultáneamente las teclas  CTRL y + ó  -  para ajustar el tamaño si utilizas una resolución diferente